Ir al contenido principal

Tablas largas, carros de madera para infantes, pedradas entre todos, un ex amigo agarrándole las piernas a Marta, fumando carrujos, y comprando discos en 200 pesos.

Tablas largas, carros de madera para infantes, pedradas entre todos, un ex amigo agarrándole las piernas a Marta, fumando carrujos, y comprando discos en 200 pesos.
































Ni modo ¡. Tengo que trabajar ¡

Me encuentro en la grata tarea de pulir unas tablas largas. Las tablas son de dos metros más o menos. Tomo la garlopa y comienzo a frotar hasta sacárle las virutas.

Una mujer que está sentada cerca de mí me pregunta que para qué pongo tersas las tablas? .

Hay dos razones señora. La primera que estás tablas son mi exámen para graduarme de carpintero.

Y la segunda que con estás tablas lisas cual nalga de mujer voy a fabricar unos carritos para que jueguen los nenes.

Bueno, siendo así..

Una vez que terminé con esta labor, me propongo a fabricar los carritos. Tomo medidas, hago cálculos, corta las tablas, las ensamblo o las pego con clavos según sea el caso o la situación.

Pasaron siete horas..

Ya tengo los dos primeros carritos. Los pinté de colore llamativos. Cargo con ellos y voy a un patio. Los carritos se los daré a los primeros escuincles que vea.

Y ahí están. Los llamo. Los niños viene con sus papás. Les tengo un regalo. Y se los entrego. Los niños se suben contentos y comienzan a manejar.

Paso a otro sueño:

Estoy en una colonia de esas gachas en el Estado de México. Es una colonia gris de polvo, las casas grises, desoladas, a nadie se les ha ocurrido pintarlas siquiera con cal.

Una multitud cerca, grita, entre todos se lanzan improperios, llegan una patrulla blanco con negro, una mujer chaparrita vestida de policía intenta calmar a la gente pero no lo consigue. Comienza una lluvia de piedras.

Una de ellas le pega a la mujer en la cara, la mujer se toca el rostro y descubre su sangre. Ella con la mano les dice a todos que van a ver, que se la van a a pagar. Sí pero en esta trifulca nadie sabe nadie supo.

Yo soy espectador. Pienso numéricamente y me pregunto que posiblidades tengo de que una de las piedras también me toque?.

Antes de que esos suceda me retiro.

Esta es la horrible colonia Morelos en la ciudad de México. Sitio donde pululan lo peor de cada casa, vagos, teporochos, putas , manfloras , delincuentes y demás….

Estoy sentado en la banqueta con un grupo de estos parias, buenos para nada. Yo pasaba y estos batos me invitaron una cerveza.

Me lo estoy tomándo cuando veo que dobla la esquina la pinche Marta, ella es muy conocida por mí, a cada rato le remuevo las lombrices.

Marta se sienta entre todos, a uno de ellos que era mi amigo le dice algo al oído. El ex amigo se acerca más a ella y sin más trámite que su líbido encendido le mete la mano bajo el vestido.

Esto me enoja,porque ante todo yo siempre he defendido las viejas que me tocan¡ y ninguno por muy amigo que se sienta le voy a permiter que las anden trasteando.

Me levanto y le meto un golpe en la nariz!. El ex amigo se frota la jeta y descubre su sangre. No le doy tiempo a recaccionar y le meto otro. La pinche Marta se levanta asustada y se echa a correr. Es entonces que la persigo, la alcanzo y comenzamos a forcejear. En esta lucha le arranco la falda que antes era vestido. Marta se zafa de mi brazo y se echa de nuevo a correr, por allá la veo salir en puros calzones…


En la ultima parte de mis sueños me encuentro bajo el puente de Nonoalco en la Santa María la Ribera. Son los años cuarenta. El lugar es bastante feo. Bajo el puente hay una pila grande de cemento. Voy hablando con un señor. Le digo que no es posible que sí saben que en la ciudad se consumen 20 toneladas de marihuana mensualmente no sepan cuantos consumidores reales hay?. Nadie se fuma un kilo diario.

No claro que no ¡

Dicho esto me trepo en los costales pero sigo caminando.

Después de un brinco me bajo para continuar la plática.

El señor me pregunta y eso que trae usted en la mano que es Alfredo?

Ah es un carrujo.

Se lo va a fumar?

Sí para mí es exactamente igual un cigarro común que uno de grifa.

Ah?

Yno le dá a usted ningún tipo de preocupación si lo llegan a agarrar?

No porque yo trabajo directamente con la señora procuradora.


En este sitio hay una estación de policías.

Sé bien que por los años cuarenta no existía pero el caso es que ahora sí.

Ellos me miran, escondo el carrujo.

Extrañamente voy envuelto en un pedazo de sábana , una falda sábana.


Más tarde la Tania me ofrece su nuevo disco. Son dos. Le pregunto cuanto valen?

Ella me dice que 200 pesos.

Busco en los bolsillos y saco los dos billetes. Se los entrego y me llevo los dos CDS a mi casa.

Todavía no los escucho pero sé bien que sé que Tania hace trabajos estupendos ¡.

Luego les digo…..


Original de Alfredo Arrieta
Para elpueblodetierra.
Nec spe, nec metu
2 de Diciembre de 2014.
Estados Unidos Mexicanos.





Comentarios

Entradas populares de este blog

LA BRUJA - Letra

La Bruja
Música popular de Veracruz.
MEXICO.


Ay! que bonito es volar a las dos de la mañana
a las dos de la mañana ¡ay! que bonito es volar, ¡ay mamá!
volar y dejarse caer en los brazos de una dama,
ay que bonito es volar a las dos de la mañana ¡ay mamá!

Me agarra la bruja y me lleva a su casa
me vuelve maceta y me da calabaza,
me agarra la bruja y me lleva al cerrito
me sienta en sus piernas y me da de besitos,
ay digame digame y dígame usted
cuantas criaturitas se ha chupado usted,
ninguna, ninguna, ninguna lo se
yo ando en pretensiones de chuparme a usted.

A la bruja me encontre en el aire iba volando
en el aire iba volando a la bruja me encontré ¡ay mamá!
y entonces le pregunte que a quien andaba buscando
me dijo quien es usted soy cantador de huapango ¡ay mamá!
escondete Tiepa escondete Juana
que allí anda la bruja debajo en la cama
escondete Tiepa escondete Jová
que allí anda la bruja volando en su escoba

Me agarra la bruja y me lleva a su casa
me vuelve maceta y me da calabaza,
me agar…