jueves, 18 de diciembre de 2014

Plumas rojas, presidente uruguayo, Bacardi.

Plumas rojas, presidente uruguayo, Bacardi.































Sobre una mesa descubro objetos de dibujo, muchos colores y plumas.

Hay dos plumas que me interesan. Son dos plumas largas. Son plumas rojas.

Tomo una y escribo sobre un papel. Esta me gusta. Sin preguntar me la meto en la bolsa. Y luego tomo la otra.

Entra una mujer. Ella me dice que me lleva un recado.

Sí dígame usted?

Me muestra la palma de su mano.

Me dice:

Ojala que lo pueda leer porque apenas se ve.

Sí esta bien.

En la palma de su mano se puede leer:

Las novias pasadas son copas vacías; en ellas pusimos un poco de amor,el néctar tomamos huyeron los días, traed otras copas con nuevo licor…

La mujer cierra su mano y me dice que por favor deje las plumas de donde las tomé porque las plumas no son mías.

Intento buscar una excusa pero la mujer al alejarse me dice que las plumas no son mías..

Entro a un cocina. Veo una vitrina como aquella que tenía mi abuela. Descubro unos frascos verdes con un líquido también verde.


Entra Hugo. Me insta a que nos vayamos pero rápido. Lo que sucede es por tanto lío que dejé de tomarme la medicina que me dejó mi abuela.

Pués tómatela pero vámonos ya..

Abro los dos frascos y tomo un trago de cada uno. Los cierro.

Salgo.

Después entro a una cantina en Montevideo. En Montevideo las cantinas se llaman boliches.

En una se las mesas laterales se encuentra el presidente de Uruguay. Se sabe que este señor es más sencillo que Mujica.

El hombre me pregunta que sí ya compre mi billete de lotería.

Es para que te conviertas en un hombre rico Alfredo¡

Acerco el rostro y le digo que desde que nací hasta el tiempo en que llevó vivo nunca perseguí el hacerme rico.

El presidente me mira interrogando:

Y eso porque?

Porque la riqueza siempre conlleva una gran mierda señor..

Se queda pensativo y exclama: es verdad, una gran mierda ¡

Luego se levanta porque alguien lo llama.

Salgo a un patio.

Hay una fiesta. Todos están tomándo Bacardi.

Todos menos yo.

Busco un vaso de plástico para servirme ron con Coca Cola.

Cada que intento tomar la botella que descubro sola llega alguien y se la lleva.

Desisto.

Saludo a Fidel. Fidel no me reconoce.

En un interior varias mujeres hablan y fuman.

La mujer de pelo negro me llama.

Estoy algo molesto, me doy la vuelta y salgo..



Original de Alfredo Arrieta
Para elepubelodetierra.
Nec spe, nec metu
18 de Diciembre de 2014.
Estados Unidos Méxicanos.